¿Cuántas veces a la semana dices o sientes estar estresado/a? Pareciera que hoy en día es un compañero más en nuestra vida: tenemos tantas cosas por hacer que a veces nos sentimos sobrecargados. ¿Pero, es el estrés siempre negativo en nuestra vida, o hay alguna parte positiva?

Empresaria ocupada trabajando en la oficina en casa Foto gratis

Parece muy remoto pensar siquiera que existe una parte positiva en este concepto, porque creemos que la sola palabra “estrés” es totalmente negativa, pero pocas personas saben que el estrés se divide en dos tipos:

  • El distrés: Ese común que ya conocemos, que nos limita o que nos agota mentalmente y que incluso nos trae consecuencias físicas como dolores de cabeza, molestias en el pecho, fatigas, malestares estomacales, insomnio, etc.

  • El Eutrés: Ese lado positivo escondido en esta palabra que es la que convierte esa carga en productividad. Nos estimula a enfrentarnos a los problemas porque nos hace más creativos y resolutivos. También que tomemos iniciativa y respondamos eficientemente a aquellas situaciones que lo requieran.
Emocionado equipo de la oficina del milenio que da alta cinco juntos, concepto de trabajo en equipo Foto gratis

Entonces, al final, pareciera que no se trata de evitar el estrés sino de darle una vuelta para sacarle su lado más funcional.

Algunas formas de hacerlo nuestro aliado serían:

  1. Tener una buena charla con tu Impostor(a): A veces sabemos más de lo que creemos, pero tememos equivocarnos. Para ello es muy bueno trabajar la autoconfianza. Te recomiendo el podcast de “la otra cara de la moneda del Síndrome del Impostor”.
  2. Evita magnificar tus pensamientos: Por lo general, las preocupaciones son mucho más grandes en nuestra cabeza de lo que realmente son. Incluso a veces obviamos las posibilidades positivas o soluciones. Analiza qué tan reales son esas preocupaciones. Para eso es muy útil escribirlas, así podrás literalmente verlas. Cosa que te ayudara para el siguiente punto.
  3. Observa tus pensamientos. Si estos en la mayoría son negativos o te centras más en los problemas que en las soluciones, comienza (como si fuese un juego) a pensar en soluciones. Los juegos de estrategia y atención también pueden ayudarte (puzzles, sudoku, crucigramas, sopas de letras, etc.).
Hombre creativo que muestra un símbolo de bombilla en un bocadillo Foto gratis

Es cierto que muchas veces podemos evitar o disminuir los efectos estresantes, pero otras veces no lo es. En esos momentos, para no morir en el intento, es muy recomendable hacer el uso del eutrés para ser realmente productivos/as en nuestras actividades.